Así es el proceso de cosecha de la yerba mate

image

En todo el proceso de producción, desde la cosecha hasta el envasado, la yerba mate solo
recibe calor para el secado, tiempo de estacionamiento y molienda.
De esta manera se obtiene un alimento natural, con excelentes cualidades nutricionales.

Germinación
Se desarrollan pequeñas plantas de yerba (plantines) con semillas maduras y se los
conservan hasta los 7 centímetros.
Cultivo
Los plantines permanecen en viveros entre 9 y 12 meses y luego son trasladados a campo.
Cosecha
A los cuatro años la planta alcanza un desarrollo apto para la poda o cosecha. Abril y
septiembre son los meses ideales para cosechar porque las hojas están maduras y la planta
está en un receso vegetativo (no hay brotación).
Sapecado y secado
En estos procesos se somete unos segundos (sapeco) la hoja verde a fuego directo y al calor
para reducir al mínimo el porcentaje de humedad y lograr hojas crujientes. Las hojas son
transportadas en cintas para continuar secándolas.
Canchado y estacionado
Se realiza una primera molienda gruesa o “canchado” de la hoja ya seca. Luego se coloca la
yerba canchada en bolsas y se la estaciona durante 9 meses o más, en depósitos donde se
controla la temperatura y humedad.
Molienda
Durante la molienda cada marca determina su blend: la proporción  de palo, polvo y  hojas
que van a definir el sabor, aroma y color de tus mates.
7° Envasado.
Se envasan en paquetes que mantienen intacta la calidad del producto y quedan listos ¡para
disfrutar!